LO + COMPARTIDO


Archivo del blog

Colchagua Camp: "glamping" entre viñedos

Buscando alojamiento para nuestro Colchagua on the road me encontré con este neologismo: "glamping", un camping donde se rescata el contacto con lo natural y agreste, pero sin relegar el confort ni el glamour. El responsable de tal término es Colchagua Camp, una alternativa muy joven y bien diferente en el epicentro del valle, muy cerca de Santa Cruz. Y como quiera que su página web lo pinta muy atractivo, hicimos nuestra reserva para dos noches.

Colchagua Camp ofrece lo que promete: naturaleza, mucha naturaleza, y unos domos que permiten el contacto con la misma sin renunciar a una estancia confortable. Tres domos, en concreto, situados sobre sendas plataformas de madera que acogen asimismo el hot tub que se calienta con leña - un placer que no tuvimos tiempo a disfrutar, pero que al fresco de la noche estrellada tiene que ser un lujo - y el baño.

El interior del domo es amplio, con una buena cama, un par de sillas y una mesita. Lo mejor es que estás a un paso de sentarte en las sillas de cuero, al aire libre, a contemplar el valle mientras lees o navegas (hay wifi gratuita, aunque casi no llega la señal al tercero de los domos). Pero recuerda que estás en algo muy parecido a una tienda de campaña: mucha luz cuando amanece y el ruido del exterior; nosotros estuvimos entre semana, unos días tranquilos, y ese ruido era el canto de los pájaros y el gallo del vecindario que nos despertaba.

Los desplazamientos por el campamento se realizan por unas pasarelas igualmente de madera (los pequeños árboles le darán una agradable sombra en el futuro). Al fondo, los domos; al inicio, la zona común. En esta, una piscina redonda con vista sobre el valle: a lo lejos, el cerro de Ninquén, sus laderas plantadas con cabernet sauvignon, syrah, carmenere y petit verdot (por cierto, sigo esperando a que respondan mi petición de visita). Y también el quincho, en el que se sirven los desayunos con un claro corte casero: los huevos de ese amarillo intensísimo, la limonada, la mermelada de naranja...

En fin, que me gustó esto del glamping. Una buena experiencia en un lugar tranquilo e inmejorablemente situado para visitar el valle de Colchagua. Y a un precio comparable a algunos hoteles de la zona, pero muy por debajo de los alojamientos de referencia en las bodegas: 100.000 pesos la noche (unos 160 euros) por el alojamiento y desayuno.

[Colchagua Camp / El Arrayán s/n, Palmilla - Santa Cruz / Ubicación]

[Las tres últimas fotos están tomadas de la web de Colchagua Camp]

Escrito por Manoel Foucellas el 7 de enero de 2013 00:03.
Etiquetas: , .
Suscríbete a los comentarios de este post.

0 Comentarios Colchagua Camp: "glamping" entre viñedos

Deja tu comentario

Posts recientes


Comentarios recientes


También puedes leer...



Publicidad

Lo más leido

Notas


Creative Commons License
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Manoel Foucellas en Google+